[OPINIÓN] ¿Generación dorada o generación libre?

Por. Camilo Santana Reyes

Conversando sobre la generación dorada y qué los hace tan especiales, siempre llego a la misma conclusión: ¡Estos cabros nacieron sin miedo!

¿Por qué? La gran mayoría de este plantel nació en el 87, 88 y 89, quizás eso no les diga nada, pero es la primera generación que se crió en democracia, o como se les denominó a la generación completa: Los hijos del NO.

Es la misma generación que bailó con Mekano, la de la revolución pingüina del 2006, los mismos de las marchas y que están con los cabros en la calle desde el 18-O.

Porque se criaron corriendo el tejo siempre un poco más allá, porque nuestros padres vivieron con esa inseguridad de que si cruzas esa línea te pasará algo, donde las fiestas eran con cooperación y no se podía salir a la calle hasta muy tarde. Bueno, ellos nos vieron como los que no teníamos miedo a nada ni a nadie, mientras los otros se quedaron viviendo el gobierno de Aylwin, nosotros buscábamos romper moldes tanto en las amistades, las fiestas y en el futbol.

Porque nos criamos viendo los Supercampeones donde el balón era tu mejor amigo, y en lugares donde a veces faltó para comer, el tiempo se hizo valioso detrás de una pelota. Es que mientras más horas pasaras en la cancha, menos hambre tenías. Ahí eras libre y como tu ídolo Oliver hacías goles imposibles, tres jóvenes lo adoptaron como filosofía de vida: Uno en Tocopilla, otro en Conchalí y el tercero en San Joaquín.

Eran esos típicos pendejos buenos para la pelota con mucha tierra, cachaña y que les daba lo mismo jugar contra personas de su edad, más grandes o incluso en primera con hombres que superaban los 25 años, al ritmo de Oliver cualquier cosa podía ser posible y claro que lo fue, porque cuando buscas ser el mejor siempre vas a encontrar una recompensa sea monetaria o mental.

Porque hubo dos copas ganadas en cancha y estoy seguro que Oliver estaría orgulloso de esta camada de artistas quienes por distintas circunstancias llegaron a ser eternos, en el futbol, en la vida y esperemos que como generación sin miedo en la historia.

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *